Las Finales de la NBA, ese escenario “The legends are born”(En donde las leyendas nacen), es el contexto perfecto para que una estrella se consolide, rectifique su trono o lo reclame. A lo largo de la historia nos hemos encontrado con jugadores impensados que se han puesto el equipo al hombro por diversas razones; lesiones de los titulares, bajos rendimientos individuales o robándoles protagonismo a las estrellas de su equipo. En este top repasaremos los casos más significativos.

5. James Worthy (1988)

Aunque su talento y su aporte en el “Showtime” de Magic y compañía no es sorpresa, el hecho de que ganara el MVP de las finales en el año 1988 lo fue, ya que siendo considerado un sexto hombre y teniendo compañeros a Magic Jhonson y Kareem era impensable considerarlo para el galardón. Se enfrentaron a unos Detroit Pistons ya maduros y listos para reclamar el trono, pero James Whorty lideró a los Lakers para retener su título y firmando unos 36 puntos, 16 rebotes y 10 asistencias en el partido definitorio para llevarse el MVP.

4. Chauncey Billups (2004)

El resultado de las finales del 2004 son una sorpresa en sí. Unos aguerridos Pistons se enfrentaban a unos Lakers llenos de estrellas. Chauncey Billups tuvo unas finales sensacionales, liderando a los Pistons para aplastar a los Lakers en cinco partidos. Detroit tenía un plantel sólido, pero con ausencia de súper estrellas. En base a su juego colectivo, sumado a la mente maestra de Larry Brown, generaron una sinergia imparable en esas finales.  Chauncey Billups fue la sorpresa, imponiéndose al alma de los Pistons, el gran Ben Wallace.

3. Cedric Maxwell (1981)

En las finales de 1981 se enfrentaban Boston Celtics contra Houston Rockets. Seis futuros Hall of Famers disputaron esas finales: Nate Archibald , Larry Bird, Kevin McHale y Robert Parish por los CelticsMoses Malone y Calvin Murphy por los Rockets. Para sorpresa de todos, ninguno ganó el MVP de las Finales, siendo ni más ni menos Cedric Maxwell quien siempre respondió en los momentos decisivos de esas finales.

2.- Andre Iguodala (2015)

Las Finales del 2015 apuntaban como candidatos a ganar el MVP de las finales a los jugadores franquicia de cada equipo; Lebron James o Steph Curry. Cuando los Warriors estaban contra las cuerdas (1-2 abajo en la serie) y el colapso era inminente, surgió la figura de Andre Iguadola, quien no había iniciado como titular en toda la temporada, emergiendo como titular en el game 4, liderando a los Warriors a ganar 3 partidos consecutivos firmando 16,3 puntos, 5,8 rebotes, 4 asistencias y 1,3 robos por partido, ganando después de 40 años su cuarto anillo en la historia de la franquicia.

1.- Kawhi Leonard (2014)

En las finales del 2014 existía la sensación de que Miami Heat, liderados por Lebron James, ganarían su tercer anillo consecutivo. El destino los puso frente a San Antonio Spurs nuevamente, a quien ya habían vencido en una cerrada final a 7 partidos el año anterior. Pero ese año Popovich tenía un arma secreta: Khawi Leonard. Un jugador para muchos desconocido, pero con una gran condición atlética sumados a sus 2.01 mts  y 104 kg. Con apenas 22 años pudo contener a Lebron James, permitiendo a los Spurs aplastar a los Miami Heat en 5 partidos con un margen récord histórico. El alero firmó en esas finales 17,8 puntos, 6,8 rebotes, 2 asistencias, 1,6 robos y 1,2 tapones con un 61% en tiros de campo, incluyendo un descomunal 58% en triples.

Escrito por Víctor Montaño
Tengo la NBA en el corazón, fan de los Bad Boys Pistons, admirador de la escuela de Larry brown y Popovich. Concepción, Chile, Twitter: @VictorVmg89